jueves, 28 de abril de 2016

De sueños y besos...

Y ayer te veo tras más de dos meses, nos volvemos a ver, entro me saludas, un Hola más alto de lo normal, para que yo lo pueda escuchar!

Desde que veo en la puerta del pabellón, tu coche, estoy alerta, un mierda sale de mis boca, pensaba que estaba lesionada, sigo subiendo las escaleras y notando como mi corazón poco a poco se acelera, abro la puerta, empiezo andar por el pasillo eterno q lleva a nuestros vestuarios, consigo tranquilizarme, se oyen sus voces, como llego 3 min tarde espero q ya esté fuera y ni me la cruce...

Pero todavía no habían salido, entro casi mirando al suelo, me siento rápidamente y me visto, te reconozco de verde, ya preparada con su eterna coleta y su sonrisa, ay su sonrisa, la veo de reojo, no la quiero ni mirar, pero sé que está...

Entrenamos y por fin me da igual, ni la miro, ni la busco con la mirada, la trato como una más, pero ni le hablo, creo q ella se sorprende de mis avances y aplaude alguna de mis jugadas...

Casi nos cruzamos al beber agua y en una jugada se la pase muy bien, tan bien que metío un golazo, me alegro por ella, acaba el entreno y nos vamos, yo estoy feliz lo he superado!

Y esta noche en un sinfín de sueños enmarañados, en uno aparece, tu cara, tu rostro y tu nombre... Tan nítido que parecía real...

Íbamos a un torneo de balonmano era de noche, las dos en tu coche, yo de copiloto y tú conducías, detrás de todos los coches, seguíamos un camino y de repente les adelantas a todos y te alejas rápidamente, te desvías de la dirección y avanzas, yo te digo que haces, no me contestas y cuando vemos que las demás luces se alejan...

Aparcas en medio de la nada, te desabrochas el cinturón y me abrazas, yo no entiendo nada, siento que me abrazas con miedo, con desesperación, con rabia, entonces me empiezas a besar, son besos que me asfixian, q me agobian, no me deja respirar, te intentó tranquilizar, para para para y te empujo, tranquila, te miro y te pregunto, estas segura?


Un no tímido sale de tus labios, pero quiero besarte, pues yo te enseño... Y así con la sensación de un abrazo cálido y el sabor de sus labios en los míos, se acaba el sueño...

Me despierto y quiero matar a mi subconsciente, pero una pregunta ronda mi mente y si ella también ha soñado conmigo?, por eso yo he soñado con ella... Me da igual, ya me da igual...




Enviado desde mi iPhone ;)

No hay comentarios:

Publicar un comentario