viernes, 6 de noviembre de 2015

mi hobbie favorito del mundo mundial es... estar con mi hija...

El otro día en un curso de formación para mi nuevo trabajo, me preguntaron por mis hobbies y por primera vez en mi vida te puse a ti, mi hobbie favorito del mundo mundial es... estar con mi hija... Y escribir...

Porque pase el tiempo que pase y nos separemos los días que nos separemos, mi mejor faceta sigue siendo la de ser tu mamá!

Ser madre es algo muy muy muy muy muy muy muy complicado...

Esta semana está siendo especialmente dura para ti, el miércoles te enfadaste con una niña y encima con razón, yo no sé si estuve a la altura de la situación, hablamos como dos personas civilizadas en el borde de la piscina, nos tocaba natación, tu decías: pero jo mama y yo le daba un nuevo enfoque para que le perdonaras, quizás no actúe bien y te debía de entender más, pero soy humana y mil veces al día no sé qué camino coger y sigo sola en esto, lo comento con mis súper mamas que me ayudan mil, pero al final la que toma la decisión, la que acierta o la caga soy yo, yo solita te aconsejo lo mejor que puedo...

Dejando a tras mi propio pasado un poco oscuro en el tema de la amistad... Demasiadas lágrimas derramadas desde bien pequeñita por esa puta palabra AMISTAD, a veces me preguntas por mis amigas de cuando era peque y siempre te contesto lo mismo, mama siempre iba con los chicos, le caían mil veces mejor, las chicas se lo hacían pasar mal... Y mil recuerdos vuelan a mi mente...

y ahora en el 2015 salvo con mis súper mamas y poco más, estamos volviendo aquellos tiempos, todo en la vida son fases y espirales que se repiten una y un millón de veces, pero mi chip de la mistad debe de estar con un defecto de fábrica, porque pasen los años que pasen y aunque parezca que todo se arregla, al final la cago y la vuelvo a cagar... Esa gran utopía de mi vida, alcanzada temporalmente, ha vuelto de nuevo a mi vida otra vez mas...

Hoy te has abrazado a mi llorando, como si fuera tu tabla de salvación, te has sentido decepcionada por una persona que considerabas tu amiga, la hija de la novia de tu padre...

Os juro que se me parte el corazón, no quiero que sufras por nada ni por nadie, eres muy peque para conocer la otra cara de la amistad, la frialdad, la falsedad y las envidias... Sé que es una guerra en la que no me puedo meter, pero no me gusta que te hagan daño, eres tan pequeñita, tan frágil y vulnerable, pero a la vez tan noble, tan fuerte y tan valiente que cada día me siento un poquito más orgullosa de ti...

También esta semana me has enseñado una nueva lección, tu amistad con una niña de vinaros que conociste en verano, durante un mes, tus whatsapp desde mi móvil al móvil de su mama, vuestras conversaciones eternas, esa complicidad, eres la bondad en persona, eres capaz de mandarle por carta una de las sirenitas que tienes repe, que tu dices que son "las gemelas" como las tías, porque ella no tiene ninguna... Quieres ir un finde a verla, tranquila que iras aunque sea mi finde, me da igual, solo ver cómo te brillan los ojos al pensar que puedes estar con tu gran amiga merece la pena...

Eres un amor de niña y no solo lo digo yo, mis súper mamas opinan igual, te quiero y siempre estaré a tu lado, tu felicidad reside en ti misma, tratare de hacértelo entender y de entenderlo yo...

Enviado desde mi iPad

No hay comentarios:

Publicar un comentario