martes, 28 de octubre de 2014

Recuerdo el día en el que mi único alimento era ver tu sonrisa...

Recuerdo el día en el que mi único alimento era ver tu sonrisa...

Mi vida revivía cada vez q me mirabas... Cada vez que mi mirada se cruzaba con tu mirada despistada... Me dabas la vida con cada sonrisa que se te escapaba... Me regalabas tu presencia sin importarte nada de nada...

Mis días grises se iluminaban a la luz de tu sonrisa...

Y ahora ya no me queda nada, tan sólo aferrarme a recuerdos del pasado en los que todo brillaba...
En los que jugaba a buscarte en mi día a día y allí estabas tú para darme esos buenos días, para regalarme esa sonrisa, fresca, sincera y natural que tanto me gustaba... Tu sonrisa bañada al sol... Sonrisas al sol... Tus buenos días tenían otro color...

Derretida ante tu mirada... Hechizada por tu mirada... Frente a ti yo soñaba... Y poco a poco te evaporabas en ilusiones desilusionadas…

Este año ya no estas, no hay sonrisas, tu presencia brilla por su ausencia... Sigo aparcando en el mismo sitio, este año lleno de prisas, prisas por no verte...

Ojalá pudiera retroceder en el tiempo, capturaría todas tus sonrisas y las guardaría en mi para siempre... Tu sonrisa es única... La única que quiero ver en mi vida...

Esos días en los que todo parecía ser perfecto, cuando todavía soñaba despierta con sentir tu presencia... Cuando me desesperaba en tu ignorancia y me zambullía en mi esperanza...

Atrás quedaron esos días en los que mi ilusión era mi mayor aliado, me ayudaba a seguir luchando...

Mi ilusión había vuelto a mí, ilusión que duro tan sólo unos meses, desilusión permanente, pensamientos diferentes.... Realidad cruda en mi interior... Absorbente y efímera, opuesta a los sentimientos que latían en mi corazón...

Desilusión cobarde... Ilusión valiente... Ola de desesperación por no poder tenerte...


Enviado desde mi iPhone ;)

No hay comentarios:

Publicar un comentario