domingo, 20 de julio de 2014

A veces cierras los ojos y echas la vista atrás...

A veces cierras los ojos, echas la vista atrás y te das cuenta de todo lo que has avanzado...

Ayer salí, fui yo, baile, ligue, salte, reí... Estaba súper a gustito... Me lo pase genial, rodeada de personas importantes para mí... Personas de las que un día yo me aleje, todavía no sé porque...

Hace un año... Yo no era capaz de ser yo, me cortaba, no me encontraba bien conmigo misma, no me aceptaba, me escondía, incluso me odiaba...

Pero ayer me di cuenta de todo lo que había avanzado... Y pienso seguir avanzando y reconstruyéndome a mí misma cada día, volviéndome a inventar... Puliendo detalles... Corrigiendo errores... Aprendiendo a vivir cada día...

Ya tengo mi casa, poco a poco voy construyendo mi nueva vida, vida que vivo como a mí me da la gana, sin "casi" dar explicaciones a nadie... Yo decido cuando y donde hago las cosas, el cómo y por qué...

Me tropiezo mil veces, pero me levanto mil y una... Tengo ilusión por vivir, por ser feliz... Hay días que se desvanece, pero por suerte siempre vuelve...

Sigo luchando cada día con los fantasmas del pasado... Por suerte o por desgracia siempre van a estar a mi lado, convivir lo mejor posible con ellos es mi objetivo...

Con el paso del tiempo, te das cuenta que no puedes eliminar 11 años de tu vida de golpe y porrazo, es imposible, simplemente sigues viviendo...

No puedes poner tipex a la vida y escribir encima, no, eso es imposible, cuesta darse cuenta pero lo mejor es asimilarlo, debes cerrar ese libro de tu vida que pesa tanto, guardarlo en un rinconcito de tu memoria y comenzar otro...

Un libro nuevo con mil historias por escribir, con mil anécdotas que contar... Con tachones... Con cruces... Con hojas rotas por la desilusión... Con lágrimas derramadas... Con risas tatuadas... Con momentos... Con instantes... Con detalles...

Los pequeños detalles mueven el mundo y TU mundo...

Quizás algún día quien sabe si serás capaz de escribir tu propia historia de amor, esa que tanto deseas... Esa que tanto anhelas...


"Quiero escribir mi propia historia de amor con la tinta de la felicidad y las cosquillitas en la tripa de la primera vez que la mire... "

Una historia de amor que se resiste... Una historia de amor que se niega a comenzar... Una historia de amor escrita con boli para que no se pueda borrar... Una historia de amor permanente, duradera...

Yo me miro en el espejo cada mañana y la verdad me veo igual, puedo un día tener más vitalidad, otros menos... Mi forma de mirar es un fiel reflejo de mi estado de ánimo...

He aprendido a utilizar mi mirada... Ese magnetismo, es mi esencia...

Mi timidez... Mi forma de ser... Mi espontaneidad... Mi peculiar personalidad... Ese desorden de sentimientos que es mi vida... Unos vienen, otros van... Unos se quieren quedar y yo no quiero... Otros se van y yo quiero que se queden... Sentimientos desordenados, imposibles de ordenar…

Ayer me dijeron unas frases que me hicieron pensar...

Cada día que pasa estas más guapa, te ha sentado muy bien la separación... Estas diferente... O.O Preciosa...

Y ya la bomba: Quieres quedar conmigo tres veces al día durante el resto de tu vida... Lástima que esa frase no saliera de sus labios...

Ten seguridad en ti misma, proyecta lo en tu forma de mirar y lo demás llegara...

A veces cierras los ojos, echas la vista atrás y te das cuenta de todo lo que te queda por avanzar...


Enviado desde mi iPhone ;)

No hay comentarios:

Publicar un comentario